Fin de llamadas y acoso de acreedores

Cuando se impaga, comienzan las llamadas y los mensajes de los acreedores. Es una situación angustiosa porque usted quiere pagar, pero no puede. Los que llaman son personas entrenadas para acosarle, agobiarle, hacerle sentir culpable, para forzarle a hacer lo que sea con tal de que les pague. Además de llamarle, le enviarán mensajes y cartas. Y no solo a usted, también a su pareja, a sus hijos, a sus familiares, a sus amigos y a sus vecinos. También pueden llamar al trabajo y decírselo a cualquier compañero suyo. Central Reductora de Deudas consigue que todo esto cese con la declaración del Concurso de Acreedores, -Ley de Segunda Oportunidad. Porque la Ley les obliga a no poder reclamarle nada, por ningún medio mientras dure la situación de Concurso.

¿Cuándo se declara el Concurso de Acreedores?

Una vez lo solicitamos en el Juzgado de lo Mercantil que corresponda a su ciudad, viene a tardar en torno un mes la aprobación del mismo por parte del Juez competente. Y con la aprobación del mismo, deberán dejarle tranquilo, porque el derecho, la Ley, le ampara. Podrá respirar de semejante acoso.

En este punto conviene advertir que no todos los Concursos de Acreedores se admiten a trámite. En primer lugar, porque no todas las situaciones de sobreendeudamiento pueden ser objeto de Concurso. Central Reductora de Deudas hace un estudio de viabilidad de cada caso y solo acepta los que sabemos que cumplen con los requisitos necesarios. En segundo lugar, el informe de solicitud debe cumplir con una serie de requisitos y hay que ser muy, muy cuidadoso con los trámites. Solicitar Concurso de Acreedores mediante un abogado no especializado en la Ley de Segunda Oportunidad es muy arriesgado porque la improvisación puede llevar a que no se declare su Concurso y ya pierda la posibilidad de conseguirlo. Sin embargo, todos los Concursos de Acreedores gestionados por Central Reductora de Deudas son admitidos a trámite. Todos. Porque estamos especializados desde mucho antes de la existencia de la Ley de Segunda Oportunidad y sabemos cómo hacerlo.

Link a Formulario CRD

1 2 3 4 5 6 8 La hipoteca no se amplía 9 10 11 12